El Juez del Tribunal Superior Electoral de Brasil, Mauro Campbell, ha determinado que los medios televisivos públicos retiren de todas sus plataformas las imágenes de aquella reunión del pasado 18 de julio, en el Palacio,  en donde Bolsonaro volvió a intentar sembrar dudas sobre las urnas electrónicas.

El fallo del juez Campbell, en respuesta a una petición presentada por el Partido Democrático Laborista (PDT), sostiene que “el material difundido en redes sociales, debido a la proximidad de las elecciones”, puede ser considerada una “práctica abusiva” a fin de ganar votos y busca deslegitimar el proceso.