México despachará este fin de semana a Argentina el primer lote de vacunas de AstraZeneca fabricadas conjuntamente por laboratorios de ambos países, tras un acuerdo suscrito en agosto del año pasado cuya puesta en práctica sufrió numerosos retrasos, informaron este martes los dos gobiernos. La producción de 800.000 dosis para cada país estuvo a cargo del laboratorio argentino mAbxience, responsable de fabricar la sustancia activa, y del mexicano Liomont, que envasó y supervisó el medicamento.
“Ya se tiene la producción después de un largo, complejo y azaroso proceso”, dijo el canciller mexicano Marcelo Ebrard, durante la conferencia matinal del presidente Andrés Manuel López Obrador.
Ambos países habían acordado la producción conjunta de unas 150 millones de vacunas de AstraZeneca, pero su fabricación sufrió importantes demoras debido a la escasez de insumos para su envasado en México.
Coronavirus en Argentina© AFP Guillermo RIVAS PACHECO
Ebrard detalló que está pendiente una última autorización de la matriz de AstraZeneca en Londres que se resolvería esta misma semana.
“De ahí en adelante, la planta que estará produciendo en México (…) va a estar surtiendo a Argentina, va a estar surtiendo a México, y también a muchos países de América Latina”, añadió.
López Obrador insistió, por su parte, en que México tiene el “compromiso” de apoyar a países que no tienen vacunas suficientes.
El presidente argentino Alberto Fernández, quien participó por videollamada desde Buenos Aires, destacó que con esta producción conjunta ambos países y América Latina están “siendo más independientes”.
“Es independencia de poder hacer nuestras vacunas (…) de no tener que andar pidiendo al mundo que nos escuche para llevar inmunidad a nuestros pueblos”, dijo Fernández.
Ambos mandatarios junto a los de Jamaica, Ecuador, Costa Rica, Bolivia y Uruguay suscribieron este lunes un pedido a la comunidad internacional de acceso equitativo a vacunas, al tiempo que reclamaron a las naciones que más dosis tienen que puedan compartirlas.
Argentina, de 45 millones de habitantes, cumple un confinamiento estricto de nueve días para combatir una nueva ola de contagios con la cual acumula 3,6 millones de casos confirmados, así como 74.480 decesos.
Hasta el lunes, unos 8,8 millones de argentinos fueron vacunados con al menos una dosis, y 2,4 millones fueron inmunizados completamente.
Por su parte, México -126 millones de habitantes- es el cuarto país más golpeado del mundo con 221.695 fallecidos y 2,39 millones de casos confirmados.
A la fecha, 11,8 millones de mexicanos han completado el proceso de vacunación y 6,7 millones cuentam con medio esquema.