Evangelio de hoy

Lunes de la 25ª Semana del Tiempo Durante el Año

Evangelio según San  Lucas 8, 16-18

“Porque al que tiene, se le dará”

Jesús dijo a sus discípulos: No se enciende una lámpara para cubrirla con un recipiente o para ponerla debajo de la cama, sino que se la coloca sobre un candelero, para que los que entren vean la luz. Porque no hay nada oculto que no se descubra algún día, ni nada secreto que no deba ser conocido y divulgado. Presten atención y oigan bien, porque al que tiene, se le dará, pero al que no tiene, se le quitará hasta lo que cree tener. Palabra del Señor.

Meditación

Cristo Jesús vino al mundo a iluminar nuestra vida y nuestros ambientes, ya que él es la luz del mundo, pero también cada cristiano debe iluminar la luz de Cristo que hay en su corazón. El misterio del Reino y su luz no son privilegio de una minoría de iniciados, sino que están abiertos a todos los que quieren entrar en él. Vivir en la fe en Cristo es permanecer en la luz, porque lejos del Señor solo hay ceguera y vacío interior.

El bautizado es una nueva criatura que debe encender con su vida santa el olor y la luz de Jesús, y eso será posible estar unido a él a través de la oración, la comunión eucarística y el testimonio de la verdad, el amor y la esperanza. No podemos permitir que las tinieblas de la mundanidad hagan perder la luz que hay en nosotros. Viviendo así, recibiremos más para dar y testimoniar los dones de Dios en cada uno de nosotros.

Haz, Señor que caminemos siempre en tu Luz.

Libéranos de nuestras tinieblas: la tristeza, la desesperanza, el desamor y la mentira.