Usar el sacador automático luego del lavado de manos no es recomendable teniendo en cuenta que lanza aire y por esa vía podría haber contagio, según explicó el doctor Robert Núñez, director de la Décima Octava Región Sanitaria.

Lo recomendable es secarse las manos con papel desechable y no usar los secadores automáticos porque también podrían contener otros virus, aclaró el doctor Núñez.

En otro momento recomendó evitar el saludo con los puños cerrados y pidió aferrarse al famoso saludo oriental para evitar cualquier riesgo de contagio.

Dr. Robert Núñez
Dr. Robert Núñez